miércoles, 9 de abril de 2014

Noches de romanticos paseos

Casi van dos meses de nuestra vida de cuatro y cada vez que el sol deja espacio a las estrellas tiemblo.
Bueno, decir en Galicia con la que sigue cayendo desde diciembre, que el sol deja espacio a las estrellas es un GRAN DECIR, menos mal que hemos ido al cole y nos han explicado que existen las estrellas y que estan detras de las nubes y menos mal que en otra vida, la de Milán,  hemos podido ver que aspecto tienen!
Bueno, que me enrollo, nuestras noches de cuatro son para grabar y hacer una serie americana de risas.
Fase 1. Que si LaDani quiere dormir con mamá,  pero antes quiere leer el cuento con papá.  Que así mientras tanto mamá da de comer a LaValerie, y luego pasa a la otra habitacion con #hija1.
Así mientras el compañero de piso lee el libro en la habitacion-de-las-niñas,  en la habitacion-de-los-papis LaValerie se está quedando dormida despues de comer.  Llega el relevo, cambio de habitaciones. Llegas a la cama de LaDani y oyes llorar...mierda! LaValerie se ha despertado.
Empieza una larga negociacion con LaDani para que me conceda permiso para volver a la habitacion-de -los -papis y ver que pasa...
Mientras tanto ella llama "mama" con un intervalo regular de 3 minutos!
Fantastico. Y relajante.

Fase 2: que si en las tomas nocturnas no apagas la luz de la mesilla y no vuelves a dormirte hasta que sabes que las #2hijas duermen y estan tapadas. Pasas a LaValerie a la cuna con la gotita de leche que asoma por la comisura de los labios. Está rendida. Acto seguido con sumo cuidado pisas la tarima de la habitacion-de-las-niñas (mierda de suelo que siempre cruje!) y vas a acariciar y tapar a LaDani. Media vuelta y cuando has llegado a la puerta....Mama?!...
Mierda se ha despertado!
Te tumbas a su lado para que se duerma. La que se duerme eres tu!
Hasta que un compañero de piso con ojos pegajosos llega a despertarte: "LaValerie quiere comer" haciendo gesto con la cabeza hacia la habitacion-de-los papis como diciendo "ahí te espera".
Tu sales de una cama para meterte en otra con gestos de automa, sin saber que horas son, que teta toca ofrecer, cuantas horas (o deberia decir minutos?) has conseguido dormir y recordando con mucha nostalgia esas noches de 10 horas seguidas a pierna suelta...
Opcional 1: Si a estas escenas de vida normal le añades mocos, tos o fiebre entonces pon el esqueleto en modo ON porque no habrá ni 10 minutos de sueño continuado.
Opcional 2: O si hay tormenta entonces la perra acompañará tus horas de paseo nocturno con sus ladridos, que se te meterán en la cabeza cual martillo y rezaras para que llegue pronto el dia y que se acabe esta laaaarga noche.

Fase 3: Y cuando te estas quedando dormida, no sabes exactamente si en tu cama, en la de tu hija, o en la caseta de la perra,  te acuerdas que tienes que hacer pis.
Vas al baño,  vuelves. Ahora sí!
Apagas la luz.
Te pica la nariz (faltaba la rinitis alergica coño!). Tienes que volver a levantarte por papel. Estornudas.
Y se despierta #hija2. Y ya que despertó su estomago reclama lo suyo...
Y vuelta a empezar.

#Quebonitaeslamaternidad

No hay comentarios:

Publicar un comentario